¿No sabias esto sobre la higiene? Léelo, tu salud te lo agradecerá.

Diariamente realizamos tareas relacionadas con el cuidado e higiene personal, el de nuestra ropa o incluso tareas que pensamos por su sencillez no representan ningún riesgo para nuestra salud.

Pero ocurre que muchas de estas tareas cotidianas podemos estar haciéndolas de manera incorrecta, y cuando hablamos de nuestra salud, o de la de nuestros seres queridos, esto siempre es importante.

Algunas veces el exceso de limpieza, y otras la no observación de ciertas normas básicas, bien por desconocimiento o bien por pereza, se convierten en rutina y ponen en riesgo nuestra salud.
Os mostramos varias situaciones y casos en los que posiblemente cada uno de nosotros nos veamos identificados en alguna de ellas.

El lavado de la ropa con agua fría

Si metemos en una misma colada en la lavadora, todo tipo de tejidos y colores con un programa de agua caliente, es posible que toda nuestra colada termine por tener el mismo color, rojo, azul, rosa, o el te predomine en ese momento.

Muchas veces no tenemos tiempo para realizar varias coladas, separando la ropa y utilizando agua caliente, y recurrimos a una sola colada, con agua fría y mezclando todo tipo de prendas.

Esto provoca que en muchos casos el detergente no sea lo suficientemente efectivo para desinfectar las prendas, si además por

El lavado de la ropa con agua fría
El lavado de la ropa con agua fría

encontrarnos trabajando cuando la lavadora termina su programa, y esta se queda todo el día metida en ella, las bacterias proliferarán rápidamente, con el consiguiente mal olor.

Recomendación: Lavar la ropa de color y otras prendas, separadas y con agua caliente a más de 60 grados, que es la temperatura

adecuada para eliminar las bacterias E.coli (Más de 100.000 millones se desprenden en cada colada de ropa interior) pues ningún detergente es eficaz por si solo. Tenderlas en el exterior, si no disponemos de secadora y hace buen tiempo.

El fregadero de la cocina

El fregadero de nuestra cocina, es posiblemente el foco de bacterias más importante de nuestra casa, más aún que el inodoro. Si por temas de tiempo, dejamos la vajilla, utensilios de cocina, trapos de limpieza, Etc. en el fregadero, los restos de comida o y trapos sin enjuagar fomentarán rápidamente el crecimiento de bacterias, del orden de 500.000 por metro cuadrado, mucho más que el inodoro. Además, muchos de los detergentes o lavavajillas, en esta situación llegan a ser inútiles en la eliminación de algunas bacterias, como la E.ecoli y la Salmonella.

El fregadero de la cocina
El fregadero de la cocina

Recomendaciones: No nos queda otra que recoger y lavar inmediatamente todo lo que hemos utilizado en la confección y consumo de nuestra comida.

Ni que decir tiene, que dejar biberones u otros utensilios de nuestros bebes en el fregadero mientras encontramos tiempo para lavarlos, es del todo inadecuado.

lavar y mantener el fregadero y los desagües con desinfectantes adecuados. Las esponjas y trapos de cocina son los reyes de la acumulación de bacterias, mantenlos lo más limpios posibles y evita almacenarlos húmedos y sin enjuagar.

 

La nevera también guarda gérmenes

Según un reciente estudio, ¿En que lugar pondrías a la nevera respecto a su potencial de contaminación dentro de la casa?.
Pues no se si hemos acertado con lo que pensabas, pero según este estudio, ocupa el segundo puesto tras el inodoro. Esto siempre que en nuestro fregadero se observen las recomendaciones de higiene comentadas en el apartado anterior.

En la nevera guardamos juntos infinidad de comidas distintas, que muchas veces producen filtraciones a través de sus envases, como la sangre de la carne o el pescado. La verdura produce moho cuando está en contacto con demasiada humedad y comienza a descomponerse.

Tenemos que tener en cuenta que tanto las bolsas reutilizables como los mismos carritos de la compra ya contienen grandes

La nevera también guarda gérmenes
La nevera también guarda gérmenes

cantidades de E.coli, y que al llegar a casa muchas veces dejamos en el suelo parte de la compra, como botes o latas que después se introducen en el frigorífico sin lavar y desinfectar correctamente.

Esto provoca que en nuestra nevera puedan llegar a convivir una gran variedad de bacterias como el E.coli, Aeromonas hydrophila, Listeria monocytogenes o Yersinia enterocolitica. Aunque no es probable que nos den algo más que una gastroenteritis, si es altamente recomendable evitar que prosperen y que puedan causar una aceleración en la descomposición de los alimentos.

Bueno, no queremos ahondar más en otros «Okupas» habituales de este electrodoméstico, aunque se podría, por lo que podemos pasar a recomendar como hacer su limpieza.

Recomendaciones: Vaciar el frigorífico y congelador, aprovechando para descartar alimentos que no son ya aptos para su consumo, por estar en mal estado o caducados.

Con el aparato desenchufado, y utilizando trapos limpios y vinagre de limpieza rebajado con agua, ya que no deja rastros químicos ni olor. Con esta solución de agua y vinagre limpiamos todo el interior con especial cuidado en los rincones. Y si tenemos lavavajillas aprovechamos a meter todo lo que coja para tenerlo limpio mientras terminamos.

Especial atención a las gomas de las puertas, limpiar bien con la mezcla de agua y vinagre.

Una vez que tengamos claro que productos y envase vamos a reintroducír, debemos limpiarlos bien en todo su exterior antes de guardarlos en la nevera.

Cerrar la tapa del inodoro cuando tiramos de la cadena

Cerrar la tapa del inodoro cuando tiramos de la cadena
Cerrar la tapa del inodoro cuando tiramos de la cadena

Al tirar de la cadena, si no cerramos la tapa, el agua se mezcla con las heces y las bacterias fecales, como si de un spray de bacterias fecales se tratara, se esparcen hasta dos metros por todo su alrededor.

Si tenemos en cuanta que alrededor del inodoro, suelen encontrase cepillos de dientes, toallas, cepillos del pelo, jabones, Etc. solo hace falta un poco de imaginación para entender que sucede cuando utilizamos estos objetos sin guardar las precauciones necesarias.

Recomendación: Cerrar la tapa del inodoro cada vez que se tire de la cadena, y mantener los enseres utilizados en nuestra higiene personal, dentro de un armario de baño o protegidos del aire.

¿No sabias esto sobre la higiene? Léelo, tu salud te lo agradecerá.

You May Also Like